Super User

Super User

Antonio López Ugalde

  • El derecho penitenciario se ha quedado notablemente rezagado respecto a las nuevas tendencias del derecho penal en general.

Urge una profunda reforma penitenciaria en México y pronto nos enteraremos de si los legisladores están dispuestos a sentar las bases para una genuina transformación del sistema o si, por el contrario, se limitarán a promover cambios superficiales o cosméticos para que todo siga igual. Una auténtica reforma del sistema carcelario requiere de una labor de reingeniería que comprende al menos dos aspectos: la sustitución de las bases ideológicas que dan vida al actual modelo y la implementación de jueces capaces de incidir, mediante sus resoluciones, en la renovación del ámbito penitenciario.

Alberto Nájar

En su primera misión como jefe de distrito en la Policía Federal (PF), Javier Herrera Valles observó que algo no andaba bien: la operación especial contra el narcotráfico que se le ordenó hacer en el estado de Guerrero se limitaba a revisar aleatoriamente automóviles en algunas carreteras. Era diciembre de 2006 y el período de gobierno del entonces presidente Felipe Calderón apenas iniciaba.

Fernando Camacho Servín

Cuenta la leyenda popular que una de las frases célebres de Pancho Villa era “primero fusilo y después viriguo”. Con esa lógica, el sistema judicial mexicano suele primero detener y encarcelar al sospechoso de haber cometido un delito y luego darse a la tarea de definir con toda calma si es o no culpable, aunque ese trabajo le lleve años.

Funcionarios judiciales, y alumnos y profesores de Derecho podrán profesionalizarse durante el «Primer Ciclo de Cursos en Aula Virtual 2014» del Instituto Nacional de Ciencias Penales [INACIPE], durante el mes que inicia [abril, 2014].

Desde programas de asesoría legal telefónica hasta el desarrollo de aplicaciones de código abierto para asistir a jueces destacan entre los proyectos que el World Justice Project [WJP] subvencionará en 2014, por su «enfoque innovador, así como su posible alcance e impacto que fortalezca el Estado de derecho en todo el mundo».

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), que debe incidir en la vida pública del País para disminuir los abusos, se ha quedado al margen de la implementación de la reforma en materia penal.

Así lo señaló Miguel Sarre, coordinador del Programa Atalaya del ITAM, para quien la Comisión incurre en un "subejercicio" de recursos y atribuciones constitucionales.

Lunes, 24 Marzo 2014 09:30

«Olvidan aulas juicios orales»*

Cristina Hernández y Diana Martínez

A dos años de que entre en vigor el nuevo sistema penal acusatorio, preparar a futuros abogados en materia de juicios orales no preocupa a algunas escuelas de Derecho.

REFORMA consultó los planes de estudio de nueve instituciones que imparten Derecho y sólo en cuatro se ofrecen materias sobre juicios orales en diferentes semestres.

Viernes, 21 Marzo 2014 00:00

«El hotel de Yakiri»*

Gustavo Fondevila

El 9 de diciembre del año pasado, Yakiri Rubí Rubio caminaba por la Colonia Doctores cuando fue abordada por dos hombres. Uno de ellos la amenazó con un cuchillo y la llevaron al Hotel Alcázar donde en la habitación 27 del segundo piso, fue violada. Ella logró herir a su atacante en el cuello, quien terminó muriendo.Yakiri se escapó del hotel y llegó a una nevería donde pidió auxilio. La Policía la llevó a la Agencia del Ministerio Público, que obtuvo pruebas periciales en el hotel, y esa misma noche la consignó en el juzgado 68 por el homicidio calificado de Miguel Ángel Ramírez Anaya. Yakiri fue trasladada al penal de Santa Martha Acatitla. Posteriormente, los Magistrados de la Quinta Sala del Tribunal Superior de Justicia (TSJDF) determinaron que había actuado "en exceso de legítima defensa" y resolvieron la liberación. El miércoles pasado el juez Fausto Favela Ayala fijó la caución y Yakiri finalmente salió del reclusorio para seguir el proceso en libertad. En todo esto, hubo como siempre, errores, mala fe, distorsiones, incompetencias, estrategias pésimas, etcétera, de la Procuraduría, pero en el fondo, ninguna sorpresa. De hecho, el trabajo mal hecho del MP permitió ocultar un detalle fundamental: el rol del hotel en este caso. Nadie explica (ni pregunta) cómo se puede entrar a un establecimiento con una mujer secuestrada, violarla en una habitación, que salga desnuda y ensangrentada a la calle, sin que los encargados del hotel perciban nada extraño en todo esto y llamen a la Policía.

Martes, 18 Marzo 2014 09:15

«¿Existe un proceso penal ideal?»*

Carlos Ríos Espinosa

Un proceso penal ideal que se concrete en la realidad se contrapone a la necesaria actitud crítica que se debe adoptar en el ámbito de la academia y de la defensa de los derechos humanos. Como bien lo ha sostenido Luigi Ferrajoli, nunca debemos ser demasiado entusiastas con el derecho penal. Inevitablemente el poder del Estado, que se traduce en una de sus formas más violentas en el ius puniendi, siempre conservará una cierta dosis de ilegitimidad frente a la que hay que estar siempre alertas. Un proceso penal ideal no siempre debe concluir “en una sentencia condenatoria que dé cuenta de la verdad jurídica de los hechos, sancione al responsable, y disponga de un conjunto de reparaciones integrales”, como sugiere mi amigo y colega Silvano Cantú.

El principio de presunción de inocencia exige que en un juicio se pruebe la culpa y no la inocencia de una persona acusada de cometer un delito. El origen, la teoría, los matices y la situación actual del respeto a dicho principio en México son desarrollados por Ana Aguilar García, directora de Proyectos del Instituto de Justicia Procesal Penal, en Presunción de inocencia, cuaderno de la Colección de Textos sobre Derechos Humanos de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos [diciembre, 2013].