dh dic2011Este año, el Día de los Derechos Humanos rinde tributo a los defensores de los derechos humanos mundialmente. Durante el transcurso del 2011 ocurrieron eventos extraordinarios que demandan cambios políticos y justicia social – alrededor del mundo personas tomaron las calles para retar a las políticas que desproporcionadamente afectan a los pobres.

No existe aún sentencia definitiva en el juicio de amparo que promovió Víctor Reyes —el testigo que aparece en Presunto culpable acusando a Antonio Zúñiga— por la supuesta afectación de su imagen. Así, la «suspensión definitiva» de la distribución del documental en formato DVD que dictó hace una semana un juez federal es una medida cautelar que se suma «a todo este embrollo legal».

Robert Varenik*

México se encuentra en pleno proceso de transformación en materia de justicia penal. Promulgada la reforma constitucional en 2008, varios estados legislaron ya cambios importantes relativos al paradigma procesal.

Por las experiencias complejas que han implicado las reformas en América Latina durante las dos últimas décadas sabemos que la justicia no se obtiene solo mediante un nuevo código; cuando cada reforma entra en vigor, los resultados —entre ellos la satisfacción del público— dependen en gran medida de cómo fue preparada, publicitada y realizada su implementación. Al respecto, para nosotros, en Justice Initiative lo que cuenta, la medida del éxito, no es lo que puede obtenerse, sino lo que logra sostenerse. Por eso es particularmente alentador que estemos lanzando hoy un manual práctico de implementación [Servicios Previos al Juicio. Manual de implementación, 2011].

blog osi img5 de diciembre, 2011 | por Robert Varenik

No hay muchas buenas noticias en el sistema de justicia mexicano estos días, lo cual es reflejo de una realidad desalentadora. Los medios informaron la semana pasada acerca de la denuncia presentada ante la oficina de la fiscalía de la Corte Penal Internacional, apoyada en una petición pública que firmaron alrededor de 23,000 personas, exhortando a la apertura de una investigación en contra del presidente Felipe Calderón, y los secretarios de Seguridad Pública, Defensa y Marina, así como del capo Joaquín «el Chapo» Guzmán, por su correspondiente participación en la guerra contra las drogas, la cual ha matado increíblemente a 40 mil personas desde 2006 y reavivado una extendida preocupación por las desapariciones forzadas y la tortura como prácticas cotidianas.