Martes, 02 Julio 2013

Bienvenid@s

Por
Valora este artículo
(0 votos)

Cada día somos testigos de constantes violaciones a los derechos humanos en el proceso penal. Personas inocentes condenadas; personas torturadas para obligarlas a autoincriminarse; víctimas sin respuesta a demandas de protección de sus derechos; niños y niñas estigmatizados por el propio sistema de justicia; hombres y mujeres privados de libertad en condiciones denigrantes, y personas detenidas y exhibidas públicamente como culpables antes de que un juez decida si lo son.

Frente a esto vemos estructuras institucionales inoperantes e indiferentes ante las injusticias, y políticas criminales que se basan en percepciones infundadas y no resuelven todo lo anterior; medios noticiosos reproductores del discurso punitivo y autoritario, y ciudadanos que no cuestionamos dichas políticas.

Un Estado que se diga «democrático», «de derecho», exige instituciones de justicia que se rijan efectivamente por principios y valores constitucionales, y que la función pública de justicia sea transparente, rinda cuentas y esté abierta al escrutinio ciudadano.

En México se han dado los primeros pasos para reformar el sistema de justicia penal desde hace más de cinco años, a partir de la reforma constitucional de 2008. Además, en 2011 fueron aprobadas reformas paradigmáticas en amparo y derechos humanos que nos recuerdan la importancia de mantener la dignidad humana como valor fundamental de nuestro sistema jurídico.

Ambos procesos de reforma no son nuevos a nivel latinoamericano; de hecho, nuestro país ha sido uno de los últimos en incorporarse a ellos, lo cual constituye una gran ventaja para aprender de la experiencia de otros países e incorporar la gran pluralidad de buenas prácticas existentes.

+Justicia, el blog que hoy lanzamos al ciberespacio, es un espacio para exponer y difundir opiniones de expertos en temas como el debido proceso penal, la reforma al sistema penal, la justicia previa al juicio, el sistema penitenciario, y los medios noticiosos y el periodismo judicial, todo ello con perspectiva de derechos humanos.

A tres años de que concluya el plazo constitucional para que todas las entidades del país cuenten con un sistema de justicia oral y acusatorio, desde el Instituto de Justicia Procesal Penal compartiremos a través de nuestro nuevo blog el conocimiento y la voz de especialistas de diferentes países: académicos, profesionales del sistema de justicia penal, periodistas y miembros de la sociedad civil se han unido a este esfuerzo.

A ellos, que serán nuestros generosos bloggeros, y a los cibernautas les damos la bienvenida a este espacio de reflexión, aprendizaje y discusión —que será actualizado con una nueva entrada cada martes.

Modificado por última vez en Jueves, 30 Abril 2015 10:50
Ana Aguilar García

Es directora de Proyectos del Instituto de Justicia Procesal Penal. Posee la Maestría en Derechos Humanos por la Universidad de Europa Central [Hungría], especializándose en México, Colombia, Estados Unidos y Alemania, y una destacada trayectoria en la academia y las organizaciones civiles. Servicios Previos al juicio. Manual de implementación [2011] es su obra más reciente —en coautoría.