×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 17121
JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 92415
Martes, 25 Agosto 2015

Pensar dos veces antes de exigir penas más severas

Por
Valora este artículo
(1 Voto)

¿Cómo debe sentenciarse a los agresores sexuales? Darles una sentencia de prisión por el mayor tiempo posible —y, preferentemente, nunca liberarlos— parece ser la opinión popular predominante si hemos de creer en ciertos medios de comunicación. Este grupo de personas es particularmente demonizado, debido a los temores de que sea una clase de criminales «muy peligrosa», reincidente y «depredadora».

En Australia, el Consejo Asesor sobre Sentencias de Victoria publicó recientemente panorámicas de la práctica actual de sentencia en el juzgado de primera instancia y la Suprema Corte durante el último lustro, por delitos sexuales graves cometidos contra personas menores de 16 años. Estas muestran que hay diferentes tipos de delitos y agresores sexuales, y que es importante adoptar un enfoque cuidadoso y matizado antes de sostener que las sentencias son insuficientes o ineficaces.

¿Han cambiado las prácticas de sentencia en los últimos años? Los datos muestran que, en cuanto a violación sexual, el número de sentencias privativas de libertad ha aumentado significativamente, pero no la duración de la sentencia. Así, de 2000 a 2004, el 77 por ciento de los hombres sentenciados por violación sexual recibió una sentencia de prisión inmediata, mientras que entre 2010 y 2014 fue el 90 por ciento; es decir, más personas culpables de violación fueron encarceladas. A la vez, en ambos períodos la media de la sentencia total efectiva[1] fue de alrededor de seis años (siendo de 23 años la más larga), lo que indica que la duración de la sentencia permanece estable.

En cuanto al delito de penetración sexual infantil, entre 2002 y 2006 el 73 por ciento recibió una pena privativa de libertad, en comparación con el 81 por ciento entre 2010 y 2014. En el primer periodo, la media de la sentencia total efectiva fue de seis años; en el segundo, de seis años y cinco meses (la más larga fue de casi 16 años).

¿Cuál es la sentencia adecuada para este tipo de delitos? Esto plantea otras preguntas: ¿Adecuada respecto de qué? ¿De la gravedad del delito? ¿De otros delitos graves? ¿De sentencias impuestas en otras jurisdicciones? ¿De los efectos de castigo, disuasión, denuncia o protección de la comunidad? ¿De las circunstancias en cada caso? ¿De nuestro sentido de la justicia? ¿De los deseos de la víctima?

Cuales sean las respuestas, con frecuencia los gobiernos estatales de Australia han legislado basados en las premisas de que las personas culpables de delitos sexuales son peligrosas y que el público cree que las sentencias impuestas son muy leves.

Las políticas públicas basadas en el miedo pueden hacer más daño al tejido de la ley que las mismas personas culpables

Se han promulgado numerosas leyes que permiten una variedad de resultados y han incluido sentencias indefinidas, lo que a su vez posibilita la imposición de órdenes de supervisión o detención que requieren que una persona sentenciada permanezca bajo custodia (quizá de forma indefinida), y la creación de un sistema de sentencias estándar y la presunción de que en estos casos las sentencias deben ser acumulativas.

Además, las legislaturas han tipificado el delito de merodeo cerca de zonas prohibidas, sistemas de registro de personas culpables de delitos sexuales, revisión de las personas que trabajan con niños y órdenes preventivas que buscan limitar sus actividades en la comunidad. Sin embargo, las premisas legislativas mencionadas son cuestionables.

A pesar de la tan arraigada creencia popular, las personas culpables de delitos sexuales no están entre las de mayor reincidencia. Un estudio reciente sobre reincidencia siguió a más de 63,000 personas condenadas entre julio de 2004 y junio de 2005, revelando que el 0.9 por ciento eran culpables de delitos sexuales y, de estas, el 0,4 por ciento fue encontrada culpable de al menos otro delito; asimismo, que la mayoría de estas últimas personas reincidentes cometen otro delito: al final, incluso teniendo en cuenta los bajos índices de detección para este tipo de delitos, tales resultados son consistentes con muchos otros que muestran que las tasas de reincidencia de delitos sexuales son bajas en comparación con las de otros delitos.

La segunda premisa también es problemática. Las actitudes públicas respecto de la sentencia no son necesariamente las que reflejan los medios populares. Por ejemplo, los estudios sobre las opiniones de jurados han encontrado que, en general, sus miembros tienen confianza en las decisiones judiciales aunque tienden a considerar que las sentencias impuestas por delitos sexuales son un poco leves. Los estudios de opinión también muestran que cuanta más información acerca de un caso tiene una persona, más probable es que la sentencia que impondría se asemeje a la del juez.

En los últimos años, a menudo la política de sentencias ha sido resultado de los casos notorios, representaciones mediáticas de casos atroces, experiencias de duelo graves de algunas víctimas y de reivindicaciones de funcionarios encargados de hacer cumplir la ley. Con demasiada frecuencia las leyes han sido universales, insuficientemente consideradas, costosas e ineficaces; tienen más que ver con la gestión del miedo público que con el adecuado manejo de personas culpables que implican riesgo.

Al final, las políticas públicas basadas en el miedo pueden hacer más daño al tejido de la ley que las mismas personas culpables. Tenemos que mirar más allá de las encuestas, considerando la importancia de tomar decisiones sobre la base de evidencia, no de anécdotas, y los valores perdurables de equidad, proporcionalidad y debido proceso.

Modificado por última vez en Jueves, 19 Mayo 2016 13:57

7 comentarios

  • Enlace al Comentario Gina Sábado, 20 Julio 2019 11:28 publicado por Gina

    No matter if some one searches for his vital thing, so he/she wants to be available that in detail, so that thing is maintained over here.

  • Enlace al Comentario Thurman Jueves, 18 Julio 2019 10:23 publicado por Thurman

    Today, I went to the beach with my kids. I found a sea shell and
    gave it to my 4 year old daughter and said "You can hear the ocean if you put this to your ear." She
    placed the shell to her ear and screamed. There was a hermit crab inside and it pinched her ear.
    She never wants to go back! LoL I know this is totally off topic but I had to tell
    someone!

  • Enlace al Comentario Vivian Lunes, 01 Julio 2019 09:56 publicado por Vivian

    I’m not that much of a internet reader to be honest but your blogs really nice, keep it up!

    I'll go ahead and bookmark your website to come back in the future.
    Cheers

  • Enlace al Comentario Jamie Miércoles, 12 Junio 2019 08:27 publicado por Jamie

    After checking out a handful of the blog articles on your
    site, I honestly appreciate your technique of writing a
    blog. I saved it to my bookmark site list and will be checking back soon. Please check out my website too and let me know how you feel.

  • Enlace al Comentario Kisha Martes, 04 Junio 2019 12:52 publicado por Kisha

    Attractive component to content. I just stumbled upon your weblog and in accession capital to
    claim that I acquire in fact enjoyed account your weblog posts.
    Anyway I will be subscribing on your augment or even I success you get right of entry to persistently rapidly.

  • Enlace al Comentario Marcelo Sábado, 01 Junio 2019 03:33 publicado por Marcelo

    I'm really impressed together with your writing talents as smartly
    as with the structure in your blog. Is that this a paid topic or did you modify it yourself?
    Anyway stay up the nice quality writing, it is uncommon to look a nice weblog like this
    one these days..

  • Enlace al Comentario Edna Miércoles, 29 Mayo 2019 01:11 publicado por Edna

    Hi, the whole thing is going perfectly here and
    ofcourse every one is sharing information, that's actually good, keep up writing.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.